Patrocinadores y colaboradores del Mercat Central Castelló:

El Calamar es uno de esos alimentos realmente conocidos en muchas casas de todo el mundo, y muy valorado también en muchas cocinas, ya que con él se elaboran un buen número de deliciosos platos y recetas varias.

También se le conoce con el nombre de jibión, y consiste en un molusco de mar (perteneciente a la familia de los cefalópodos) con una cabeza con tentáculos, presentando a su vez una bolsa de tinta (la cual es comestible) que el calamar utiliza en los momentos en que intenta escapar cuando se siente atacado.

CALAMAR

Debemos diferenciar al calamar adulto de los más jóvenes, que son los conocidos con el nombre de chipirón.

¿Dónde lo podemos encontrar? Además de en las pescaderías cuando es pescado, es habitual localizarlo en aguas poco profundas y también en grandes profundidades, sobretodo en el Atlántico, como las Islas Canarias o Noruega. También es posible encontrarlo en el Mediterráneo.

No es un alimento de temporada, ya que podemos encontrarlo prácticamente todo el año en las pescaderías, dado que sus capturas se llevan a cabo durante todo el año.

 

Propiedades nutricionales del calamar

Desde un punto de vista nutricional, el calamar destaca por su altísimo contenido en proteínas de buena calidad, aportando por tanto la mayoría de aminoácidos esenciales. Además, es bajo en grasas y calorías (100 gramos de calamar aportan sólo 81 kilocalorías y 1,70 gramos de grasas).

Su contenido en colesterol es algo alto, por lo que aconseja consumirlo con moderación, por ejemplo una o dos raciones a la semana son buenas cantidades para disfrutar de los diferentes beneficios del calamar, sin que suponga un problema para nuestros niveles de colesterol en sangre.

Respecto a su contenido nutricional, destaca sobretodo por su contenido en minerales, entre los que podemos encontrarnos con el potasio, magnesio, zinc, fósforo, hierro y manganeso. Aporta vitaminas, pero en pequeñas cantidades: sobretodo vitamina A, B3 y B12.

Además, es un alimento con bajo contenido en mercurio, que encontramos en los océanos contaminados.

 

Beneficios del calamar

Desde un primer momento podemos destacar el bajísimo aporte calórico y graso del calamar, lo que unido a su contenido en proteínas de buena calidad, no hay duda que lo convierten en un alimento ideal en dietas equilibradas y saludables. Y cómo no, también en dietas de adelgazamiento.

Eso sí, para no aumentar su contenido graso y calórico no se aconseja cocinarlos fritos o rebozados (los dos métodos de cocción más habituales respecto al calamar), ya que sus calorías pueden subir hasta las 250 kilocalorías.

Es un alimento ideal para el metabolismo, gracias a su contenido en yodo, al regular la energía de nuestro organismo y el funcionamiento correcto de las células. También ayuda a regular el colesterol, a procesar los carbohidratos, fortalecer el cabello, la piel y las uñas, y es fundamental para el buen funcionamiento de la glándula tiroides.

Su consumo está aconsejado a su vez en personas con diabetes e intolerancia al gluten.